El cerebro controla el dolor abdominal

 
La Fundación Valenciana de Estudios Avanzados (FVEA) ha organizado la XI Jornada Anual: El dolor es evitable, que en esta ocasión ha tratado sobre El sistema gastrointestinal.

Dirigida por el Prof. Santiago Grisolía, secretario de la FVEA, y por el Dr. José de Andrés, jefe de servicio de Anestesia, Reanimación y Tratamiento del Dolor en el Hospital General Universitario de Valencia, la jornada de este año “incide en una problemática prevalente a nivel mundial y no sólo en la Comunidad Valenciana” en opinión de De Andrés, quien además corroboró que “el cerebro controla el dolor abdominal.”

Para el director de la Jornada, “existe una regulación neurológica por encima de lo local. Todo funciona según lo que regule el cerebro que recibe la información a través del sistema nervioso y todas las novedades médicas van en este camino, son las llamadas técnicas neuromodulativas.” El Dr. De Andrés ha contado que “cuando un paciente llega a una Unidad del Dolor, hay que explicarle que su problema de dolor abdominal se debe a cómo funciona su sistema nervioso, que puede que se haya sensibilizado por una apendicitis sufrida en la infancia y que ha generado un cambio plástico en la forma de su colon y que ese cambio ha sensibilizado a una zona de sus nervios y que éstos a su vez, están mandando una señal a su médula y de ésta, a su cerebro y que al final el problema lo tenemos que resolver en su médula espinal poniéndole un sistema de control. El paciente debe entender que hay una regulación y a veces la solución ya no está en el estómago, sino en el mismo cerebro. El dolor se expande y se disemina y quien lo controla es el sistema nervioso.”

Hoy en día se pueden analizar cuáles son las respuestas de nuestro cerebro, qué centros cerebrales actúan en cada momento y sabemos que en determinadas circunstancias de patologías intestinales, tenemos reflejos de nuestros órganos que se trasladan la información desde el tronco al cerebro, los cuales actúan como perpetuadores de la sintomatología. Es lo que se denomina la hipersensibilidad visceral, es decir, el mantenimiento de la problemática visceral no por su víscera en sí, sino por su enervación. Es decir, “es el cerebro y estructuras de carácter nervioso las que al final perpetúan la sintomatología del paciente” ha confirmado el especialista.

Entre los temas tratados en esta Jornada se ha hablado de la hipersensibilidad visceral y su efecto en el dolor crónico abdominal y se ha dedicado una sesión a las patologías gastrointestinales mas prevalentes como la pancreatitis aguda o el síndrome del intestino irritable, y la tarde se ha dedicado al abordaje desde las unidades del tratamiento del dolor, cuyo papel más relevante está en el tratamiento a través de los mecanismos neurológicos que gobiernan la cronicidad de las problemáticas de dolor abdominal, diferenciando entre patologías agudas, patologías cronificadas que todavía tienen capacidad de manejo desde el especialista y cuando ya existe esa sensibilidad que indica una cronicidad que excede del propio funcionamiento del órgano y donde ya participa el propio sistema nervioso y el papel que las unidades del dolor pueden tener con las terapias a aplicar.
volver
.
MESA REDONDA BREXIT
^
Fundación Valenciana de Estudios Avanzados 
C/ Pintor López, 7-1º Valencia 46003 
96.392.06.04/03 
Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web. Puede encontrar más información en nuestra Política de cookies.